Booster Energy Shot Gel

Pasar de cero a cien en un instante

Autor: Morath (Rodrigo Borrego) https://www.foroatletismo.com/autor/morath/

Aunque nunca he sido un gran consumidor de preparados pre ejercicio y antifatiga con altas cargas de estimulantes en ellos, siempre me ha gustado tener disponible en mi kit de herramientas alguno de ellos, sobre todo, para las competiciones y, de los que he probado hasta ahora, uno de los que más me ha gustado ha sido el Naturalex Booster Energy Shot Gel, algo que tiene mérito añadido porque lo conozco desde hace poquito tiempo.

He probado una gran variedad de productos de este estilo en prácticamente cualquier formato, desde las típicas bebidas enlatadas o concentradas en pequeños botecillos, viales, cápsulas, bebidas en polvo… y, al final, casi siempre tiendo a quedarme como producto “de base” alguno con una carga estimulante más bien pequeña generalmente en formato cápsula, principalmente, por la polivalencia a la hora de dosificármelo según mis necesidades de cada momento y situación.

Sin embargo, como decía al principio, para las “fiestas” importantes o días de muy alta exigencia (p. ej. competiciones de larga distancia), suelo recurrir a las balas de plata que tengo reservadas y aquí es donde entra en juego un bombazo como el Naturalex Booster Energy Shot, un gel estimulante capaz de ponerte a cien en apenas unos instantes o de hacerte poco menos que resucitar de la pájara del siglo.

Vale, quizá he exagerado un poco, pero pensad que dentro de cada gel y en apenas 40 gramos de producto os enchufáis 300 miligramos de cafeína, 2 gramos de citrulina malato, 2 gramos de beta alanina, 1 gramo de arginina AKG, 500 miligramos de taurina, 240 miligramos de aminoácidos ramificados (BCAA), todo ello con apenas 31 kcal, cero azúcares, sin gluten y un sabor a manzana verde que sorprende doblemente como explicaré más adelante.

La verdad es que, si con todo esto no te pones a cien es que eres un muermo o vas ya más muerto que vivo. Fuera de coñas, cada gel de estos es un gran chute estimulante pero, por mucho que te estimule y empuje, no te va a hacer revivir si vas con las reservas energéticas a cero aunque, en condiciones normales y si tienes un buen entrenamiento y sabes sufrir un poco, te puede hacer volver prácticamente de las puertas del infierno, de estar al borde del abandono en una competición, te lo aseguro.

Eso sí, debes probarlo bien antes de lanzarse a los ruedos con él porque es un chute importante y no todos los cuerpos responden igual, sobre todo si no están acostumbrados a tanto estimulante de golpe.

Yo negaré haberlo recomendado para un uso como este que indico a continuación pero, si te ha dado la pájara del siglo y ya no te queda ninguna otra opción más que jugártela al todo o nada, no tienes ningún impedimento limitante (p. ej. esguince, nauseas, diarrea…) y llevas un Naturalex Booster Energy Shot en la mochila, cinturón, bolsillo, donde sea… tómatelo con un buen trago de agua, la bebida energética que tengas e incluso añade con otro gel puramente energético o una barrita con alto contenido en azúcares porque, quién sabe, lo mismo te resucita y vuelves a meterte en carrera. No serías el primero que hace un órdago como ese y le sale bien, te lo digo por experiencia. Eso sí, caso de que te salga bien, estate muy atento porque durante un buen rato (un par de horas al menos) vas a ir jugando en el filo de la navaja y lo mismo que has resucitado puedes caer al abismo con un efecto rebote del copón.

Respecto a lo del “efecto pico”, no quiero asustaros porque, de hecho, en condiciones medianamente normales no debería daros problemas. Digo “no debería” porque no he podido probarlo en condiciones tan extremas aún por culpa del confinamiento que me ha impedido cuadrar algún entrenamiento extremo de este nivel y, obviamente tampoco he podido competir en ninguna ultra aunque, basándome en las pruebas que he hecho, considero que el efecto subidón es relativamente progresivo para el tipo de producto que es.

Me estoy centrando todo el rato en la parte estimulante porque este gel apenas aporta energía de manera directa ya que apenas te da 31 kcal y los hidratos de carbono que contiene (1’2 gramos) representan menos del 25% de lo que aporta energía (el otro 75% es la parte proteínica) y, encima, no son azúcares algo que, por cierto, juega a su favor de cara a que haya menos riesgo de picos de insulina porque se asimilan un poquito menos rápido y están ahí más bien para ayudar a la asimilación del resto de nutrientes.

El objetivo que persigue el Naturalex Booster Energy Shot es intentar estimular al organismo para que se ponga las pilas, para que la caldera se ponga a quemar combustible a tope y puedas pisar a fondo el acelerador durante todo el tiempo que seas capaz de aguantar… y quizá un poquito más.

Para ello, entran en juego los ingredientes que os comenté anteriormente como los 300 miligramos de cafeína que, para que os hagáis una idea, equivaldría a unas 10 latas del refresco de cola colorado o unos cinco cafés expresos, los 2 gramos de citrulina malato, el gramo de arginina AKG y los 1250 miligramos de beta alanina, que empujan a que resistamos mejor y más tiempo el esfuerzo y el casi cuarto de gramo (240 miligramos en concreto) de aminoácidos ramificados que, aunque podrían trabajar como sustrato energético, van a trabajar más luchando contra la destrucción muscular entre otras cosas.

Los aminoácidos ramificados están en la clásica proporción 2:1:1 de l-leucina:l-isoleucina:l-valina por lo que, en cada gel tomáis 120 miligramos de l-leucina y 60 miligramos de cada uno de los otros dos, l-isoleucina y l-valina. No es una cantidad especialmente elevada pero es que el objetivo de este gel no es la reposición de estos aminoácidos sino simplemente aportar la cantidad justa para que no se puedan ver afectados negativamente los procesos metabólicos por la ausencia de éstos.

En cuanto a la beta alanina, si no estáis acostumbrados, estad atentos a cómo reacciona vuestro cuerpo en las primeras tomas y no os extrañéis si sentís cierto picorcillo en zonas distales (sobre todo las manos) o zonas sensibles como el cuello o la cara porque es normal. Esa parestesia es un efecto secundario normal y relativamente común de la beta alanina pero no pasa nada y, de hecho, parece que el cuerpo se va acostumbrando y, al final, ya sólo lo notas si la dosis que tomas es muy alta o si lo tomas estando en ayunas o con las reservas bajo mínimos.

Por último, incido también en la cantidad de cafeína porque os recuerdo que son 300 miligramos por gel, una cantidad francamente alta, de ahí que la propia marca indique que no se debería tomar más de uno por día y tampoco cuatro a la semana. Eso es únicamente una orientación, está claro, pero tened en cuenta este aporte estimulante en vuestra estrategia nutricional, tanto en las horas alrededor del momento en el que lo toméis como en las horas posteriores sobre todo, si va a ser por la tarde porque puede afectar a vuestro ciclo del sueño.

No obstante, no os asustéis tampoco por esto porque, hoy en día, no es extraño tener geles energéticos que rondan los 100 e incluso 150 miligramos de cafeína por toma así que, únicamente hay que pensar un poquito y buscar el momento idóneo para tomar el chute del Naturalex Booster Energy Shot.

Este momento será típicamente y, aquí coincido totalmente con la marca, unos quince o veinte minutos antes del esfuerzo, tiempo suficiente para que empiece a haceros efecto. No es matemático sino progresivo y cuesta determinar ese tiempo sin hacer un análisis de laboratorio, pero diría que sí puede moverse en esa horquilla, quizá hasta la media hora. Tampoco se nota el cambio brusco sino que es bastante progresivo y cuando realmente te das cuenta es cuando, tras una hora o así piensas que “caray, pues ya no me noto tan apático, somnoliento, de bajón… parece como si me hubiera despejado. Realmente es eso lo que ha pasado y también se supone que las células estarán convirtiendo y quemando más combustible para alimentar a tus músculos además de tenerte más alerta, retrasar la sensación de fatiga, etc.

¿Cuánto duran estos efectos? Ni idea, no os voy a engañar porque, nuevamente harían falta esas pruebas de laboratorio y, casi ni por esas se podría medir. No obstante, por los ingredientes que tiene podríamos asumir que va a hacer efecto durante tres o cuatro horas al menos, seguramente llegando hasta las cinco o seis, obviamente, disminuyendo progresivamente su intensidad.

Si combináis todo esto que hemos dicho entenderéis por qué suelo recomendarlo no solo en el antes de sino también en el durante en el caso de pruebas de larga duración. Me parece ideal para tomarlo y recibir ese chute que pega p. ej. allá por la hora doce de un veinticuatro horas (coincidiendo además con la hora bruja de la medianoche).

Para tomarlo antes de empezar, el tipo y tamaño del envase nos daría más o menos igual pero pensando en esa segunda derivada del durante, haceos a la idea de que, para albergar los 40 gramos de producto ha hecho falta un envase con unas medidas aproximadas de 15 mm de largo (13’5 mm sin tapón), 33 milímetros de ancho y 12 milímetro de grosor que, como va bastante lleno no se puede plegar apenas.

A cambio, se maneja con mucha facilidad, se sujeta perfectamente en cinturones portadorsal, no roza la tela de los bolsillos donde lo alojéis ni tampoco os va a rozar en la boca al tomarlo.

La apertura es muy fácil porque el tapón es generoso y no cuesta nada apurarlo hasta el final ya que la textura es bastante líquida. No llega a ser totalmente acuoso pero se bebe y traga muy bien, incluso con la garganta seca. Eso sí, tras tomarlo, echad un traguillo de agua para ayudar a que pase totalmente y a que se asimile un poquito mejor además de para limpiar boca y garganta.

Está disponible únicamente en sabor manzana verde que recuerda rápidamente a una manzana ácida como la Granny Smith que la primera vez posiblemente te sorprenda por duplicado. En el primer sorbo, seguramente pienses que vas a quedarte con picor en la garganta mucho rato pero, en apenas unos segundos verás que es al contrario y que, a pesar de marcar mucho el sabor y tener ese toque cañero, desaparece rápido y lo que realmente se te queda es una sensación como de que te ha calmado la sed y te ha dejado la boca y garganta limpias. Chapó por quien o quienes hayan trabajado el tema de la palatabilidad del gel.

Como veis, pocas pegas le he puesto al Naturalex Booster Energy Shot pero es que creo que no tiene puntos claros a mejorar salvo aquellos que se deban a si se amolda totalmente o no a lo que necesitas. Por ejemplo, si no te gusta la manzana verde, pues te parecerá que el sabor es mejorable pero no me parece una causa objetiva sino subjetiva.

Si acaso, hilando fino (y tirando un poco hacia lo objetivo) y por ponerle alguna peguilla, quizá me gustaría que tuviera un pelín menos de cafeína, quizá alrededor de los 200 miligramos para que ganara un poquito en versatilidad y tuvieras algo más fácil el tomarlo por la tarde, enchufarte un par de ellos en una prueba de ocho o diez horas o, apurando un poco, tomar uno antes de la carrera y otro durante en una prueba de 4-5 horas.

Por lo demás, en lo personal, contentísimo con los resultados que me ha dado en las pruebas que he hecho y, como decía al principio, ha pasado a formar parte del kit de herramientas de competición y, a la primera oportunidad que tenga de ponerme un dorsal en una ultra, conmigo que se vendrá y me lo zamparé tan a gusto antes de que den el pistoletazo de salida.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *